top of page

“La mejor herencia de una madre a una hija es haber sanado como mujer”

Encabezo este articulo con esta cita de Christiane Northrup y aprovecho el 8 de Marzo,  Día Internacional de la Mujer Trabajadora, para hablar de cuál es mi pequeña aportación, tanto laboral como personal, para el cambio de un paradigma patriarcal a un sistema mucho más equitativo e igualitario. 


Mi historia de vida y mis propias heridas emocionales han sido la fortaleza y el motor que me han impulsado a trabajar en psicoterapia con niños y niñas y sus familias. Como dijo Thich Nhat Han “sin lodo no hay loto” y es desde ahí desde donde siento que contribuyo a proteger la infancia del legado patriarcal.


A lo largo de mis más de 15 años trabajando con niños y niñas me he dado cuenta de que abordar las heridas emocionales y patrones conductuales de padres y madres es totalmente necesario para un cambio real en la crianza y, por tanto, para una infancia feliz, respetuosa y libre de estructuras basadas en la desigualdad y el abuso de poder.


El legado emocional que transmitimos a nuestras futuras generaciones es crucial y por esta razón desarrollé la Escuela online de padres y madres MG. El principal objetivo es acompañar en la historia personal de cada madre y padre para poder conocerse y desde ese entendimiento poder hacer cambios en sus patrones de crianza condicionados tanto por la familia como por la cultura y el sistema que lo sustenta.


Considero que el cambio empieza por uno/a mismo/a y que los padres/madres podemos ser agentes de cambio para proteger a nuestros niños/as de una sociedad donde el abuso de poder, la violencia y la jerarquización son la norma. Podemos contribuir a forjar un futuro donde las generaciones venideras estén libres de cargas generacionales y de normas abusivas y patriarcales.


Este 8 de marzo, aprovecho para reveindicar la importancia de reflexionar nuestras conductas para construir un futuro desde la igualdad y el respeto y que así no sigamos contribuyendo a perpetuar el sistema patriarcal. Tengo la esperanza de que estos cambios se irán dando poco a poco, supongo que a medida que el alma femenina se vaya liberando de la opresión y del daño sufrido durante tantos años.





17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


bottom of page